sábado, 4 de junio de 2011

Vuelta al Otaño y al Kedarbe - Circular desde Lanz

Fecha: 3 de junio de 2011.
Punto de Partida: Lanz [Lantz].
Tipo de ruta: Básicamente circular.
Desnivel aproximado acumulado: Unos 700 m.
Tiempo aproximado sin paradas y a un ritmo tranquilo pero constante: 3 h. 35 min.
- Lanz – Borda de Xinbornea: 20 min.
- Borda de Xinbornea – Collaod de Urrabi: 1 h. 20 min.
- Collado de Urrabi – Pista de descenso: 10 min. (siguiendo por la propia pista).
- Pista de descenso – cruce con el camino del collado de Errebelu: 1 h. 10 min.
- Cruce camino de Errebelu – Borda de Xinbornea: 15 min.
- Borda de Xinbornea – Lanz: 20 min.

Otras observaciones: El recorrido discurre en casi todo momento por claros caminos o senderos. Sólo hay que prestar especial atención al tramo que asciende desde las minas romanas hasta el camino que nos llevará al Collado de Urrabi, pues en algunos tramos no hay sendero y hemos de ir atentos a los hitos que marcan el camino.



Este viernes nos acercamos de nuevo a Lanz con idea de conocer dos de los principales itinerarios por los que se puede acceder al Zuriáin desde este pueblo. Uno remonta el barranco de Txorrostarri [Txorrostarriko erreka], al sur de los montes Kedarbe y Otaño, hasta el collado de Urrabi; el otro remonta el barranco del río Elzarráin (también denominado río Mediano en esta zona) y luego el de Urrabi [Urrabiako erreka], al norte de los montes Kedarbe y Otaño, hasta la cima de Sabaiaundi. Ambos itinerarios enlazan con la subida al Zuriáin que hicimos desde la pista de Arizu.
Nuestra salida de hoy consistió en subir por el primero y bajar por el segundo para así conocer ambas alternativas.

Aquí os dejo el recorrido que hicimos en Google Earth.


Ver Vuelta al Kedarbe en un mapa más grande

Aquí podéis descargar el archivo kml para visualizarlo en Google Earth directamente.

El perfil altimétrico y la distancia.



El track (elaborado a mano, no sobre el terreno) en wikiloc.

Mapa del recorrido sobre la cartografía topográfica.



Esta vez no dejamos el coche junto a la iglesia, sino algo más adelante siguiendo la calle principal, en una plazuela que se forma detrás del frontón.



Echamos a andar por la calle principal, y al llegar al punto en que vamos a salir del pueblo por la amplia pista que es continuación de la calle, giraremos a la derecha. Hoy vamos a ir por el otro lado del río para investigar este otro camino, el camino de Aitzate [Aitzateko bidea]. Este camino nos sacará al cruce de la Apezeneko borda, a donde llegaríamos también por el camino que seguía de frente a la salida del pueblo.



Pasamos un par de casas y a la izquierda arranca este camino que tomaremos hoy, más o menos en paralelo con el otro pero al otro lado de la granja.





Pronto vadearemos la regata de Elzarráin por este paso.



La pista sube pronto unos pocos metros de desnivel y luego va llaneando por la altura. Luego volverá a bajar al nivel del río para llegar al cruce con el otro camino que hoy no hemos tomado. Antes de bajar, vemos este gran desvío que sale a nuestra derecha. En principio se trata del camino de Sagasti [Sagastiko bidea] que nos llevaría a la borda de Petrinenea, por donde pasamos el otro día subiendo desde otro lado.



Finalmente, en unos 15 minutos desde Lanz, llegamos al cruce que hay a la altura de la Apezeneko borda. Aquí nos unimos con la otra alternativa. El balance después de conocer ambos caminos es que por este se tarda lo mismo que por el otro y tiene mucho menos barro y menos bichos. En el futuro yo no lo dudaré: prefiero venir por este lado.
En el cruce tenemos por la izquierda el otro camino que viene de Lanz; por la derecha otro camino que nos lleva a la borda de Petrinenea (que en la cartografía también aparece con el nombre de Sagastiko bidea). De frente llegaremos en unos 7 minutos a la borda de Xinbornea.



Dicho y hecho: nos plantamos en la borda de Xinbornea, por donde pasamos cuando fuimos al Okolin. Se tarde alrededor de 20 min. desde Lanz. Los cerdos campan aquí a sus anchas… Esta vez, en lugar de seguir por la pista (a la izquierda) tomaremos el camino que nace a la derecha de la borda. Al principio algo embarrado, pero pronto más limpio.





Este camino nos llevará al collado de Urrabi (entre el Zuriáin y el Eguide). Al principio es ancho. Luego se convierte en una senda clara por el bosque de hayas y finalmente, ya en la parte alta, en un sendero apenas perceptible pero señalizado con hitos aquí y allá.
Algunas imágenes de este primer tramo:





Vamos caminando junto al Elzarráin.





En menos de 10 minutos desde Xinbornea llegamos a este pequeño puente que cruza la regata, pues ésta gira al norte, denominándose desde aquí río Mediano según la cartografía 1:5000 del SitNa.



Nuestro camino sigue remontando otra regata que baja del Collado de Urrabi. Es la regata de Ayerdi [Aierdiko erreka], denominada regata de Txorrostarri [Txorrostarriko erreka] en su parte superior, según la cartografía topográfica 1:5000 del SitNA.
Nada más cruzar el puente nos encontramos con estas enormes digitales.





Seguimos avanzando por un claro camino, internándonos en el bosque.



En algo más de cinco minutos desde el puente llegamos a esta bifurcación. Para ir a Urrabi seguiremos por el que asciende a la izquierda. Si vamos por la derecha, bajaremos al lecho del arroyo para cruzarlo y visitar las minas romanas y cuevas de Lanz.



Nos acercamos primero a ver las minas romanas. Las estuvimos buscando, pero como no sabíamos muy bien en dónde estaban nos volvimos después de dar vueltas sin ver más que una pequeña boca de cueva. Ya volveremos.
Lo que sí hicimos fue hacer unas fotos del paraje, que es realmente precioso.





Así que volvimos a la bifurcación y continuamos el ascenso. Durante este tramo el camino sigue siendo claro en todo momento. Desde la bifurcación se sube una empinada cuesta y luego se suaviza la subida.





Es increíble dónde crecen algunas hayas. Ésta casi no se distinguía de la roca.



El sendero irá ascendiendo todo el rato por la ladera de la montaña hacia el collado de Urrabi. Como la ladera está surcada por numerosas vaguadas o barrancos que descienden de la cima, las iremos cruzando transversalmente una y otra vez en nuestro ascenso. En una de las primeras vaguadas que atravesamos después de la fuerte subida que acabamos de superar, encontraremos unas cuevas que son también antiguas minas romanas. No nos metimos dentro porque ni teníamos linternas ni nos queríamos entretener más, pero tenían pinta de ser interesantes.







El paraje en que se encuentra la cueva es realmente precioso.



Continuamos el camino, que de nuevo vuelve a superar un fuerte repecho.



Una vez superada esta cuesta, de nuevo volverá a subir progresivamente durante casi todo el recorrido. Poco a poco el camino se transforma en difuso sendero y aparecen hitos aquí y allá que nos ayudan a seguirlo. El terreno es limpio en todo momento, aunque hay que ir atento a los hitos y a la difusa senda que seguimos para superar algunos pasos por el sitio más cómodo. A veces el sendero es muy evidente y a veces casi ni existe, pero se ve claramente por dónde se ha de avanzar.





En esta foto, sacada mirando hacia atrás tras superar una pequeña cuesta, podemos apreciar unos hitos a la izquierda que nos marcan la senda por la que hemos salido. Si viniéramos en sentido contrario y no fuéramos atentos quizás siguiéramos rectos en este punto, pues el sendero es difuso. Mi impresión es que es mucho más sencillo hacer este itinerario de subida que de bajada (de cara a la orientación, se entiende).



Algo más adelante cruzamos la muga entre Lanz y Anue.



El sendero con un hito marcándolo.



Seguimos ascendiendo y finalmente, tras superar bastantes pequeños barrancos (alguno bastante empinado, por cierto) llegamos a un punto importante en el ascenso. Vamos a superar un barranco más grande que los anteriores, en el que el camino se interna bastante más que en los otros casos, hacia la izquierda, para superar esta vaguada.





Cruzamos el regato y seguimos la senda hacia la derecha para volver a salir de la vaguada.



Pues bien. Éste es el punto importante. Al cruzar el regato y continuar para salir del barranco, el sendero se convierte en lo que parece un camino más ancho que está en desuso. Avanzamos por él hasta salir de la vaguada y girar a la izquierda, para continuar la dirección que traíamos antes de meternos a superar la vaguada. Pues bien, aquí veremos que este antiguo camino en desuso (invadido por pequeñas hayas) empieza a descender. No hemos de descender, sino que, nada más salir del barranco que hemos cruzado, tenemos que dejar este camino y subir directamente por la ladera hacia la izquierda. Un escondido hito nos indica dónde hemos de dejar el camino.



Subimos directamente por la ladera (da igual por dónde, aunque hay algunos hitos dispersos para orientarnos). Se avanza sin problemas.



Decía que da igual por dónde subamos porque unos pocos metros más arriba tenemos un amplio camino que cruza perpendicularmente por encima de nosotros. Subamos por donde subamos nos encontraremos con él. Una vez que salimos a este camino, sólo hemos de seguirlo hacia la derecha hasta el collado de Urrabi, a poco más de 10 minutos de donde nos encontramos.



Quizás puede ser un poco más complicado encontrar este punto para bajar si hacemos el camino en sentido contrario. Si viniéramos del collado de Urrabi, para dar con el desvío correcto, tendríamos que estar pendientes al llegar a una curva del camino a la derecha, a unos 12 min. del collado de Urrabi.



En este punto podríamos bajar por cualquier sitio a la izquierda hasta dar con el camino que nos mete en el barranco del que he hablado antes. Hay hitos en varios sitios al llegar a este punto. Cualquiera de ellos nos indica que podemos bajar por donde queramos.





Bueno, nosotros sin embargo no hemos de preocuparnos de ello pues nuestro camino ya es claro. Continuamos por él hacia el Collado de Urrabi.



Al rato se nos une por la izquierda una pista que baja del monte. Nosotros hemos salido por el de abajo, que la foto está sacada mirando hacia atrás. Es otro punto a tener en cuenta si hacemos el camino en sentido contrario, para nos subir por el de la derecha.



Finalmente salimos a la gran pista que sube de Arizu. Estamos en el Collado de Urrabi. Sin paradas y sin desviarse a las minas romanas se tardaría alrededor de 1 h. y 20 min. desde la Borda de Xinbornea.



Entre las ramas asoma el camino por el que hemos salido.



Cuando hemos pasado otras veces por aquí hemos seguido subiendo por la pista, que realiza una amplia curva de herradura. Hoy vamos a investigar qué tal es el atajo de esta curva subiendo directamente por el bosque.



En algo menos de diez minutos llegamos arriba. Sinceramente, al menos para mí, no compensa este atajo, pues es tan empinada la ladera que llegas bastante cansado y lo que ahorras no es tanto. Sin embargo, para gente con muy buena forma física quizás no supone nada subir por aquí. Ésta es la empinada ladera que hemos remontado.



Subiendo por aquí nos hemos pasado el desvío que íbamos a tomar, aunque habíamos subido para conocer un posible atajo a la curva de la pista. Así pues, tomamos la pista hacia la izquierda para llegar al desvío de la pista que nos bajará de nuevo a Lanz.



En seguida se llega al cruce de pistas. De frente bajamos al collado de Urrabi y es por donde habríamos salido de seguir por la pista sin tomar el atajo. A la derecha arranca una amplia pista que empieza a descender hacia el fondo del valle que hay en este lado. Se trata de la Eltzarango basabidea.



Empezamos el descenso. Unos potrillos se echan la siesta al sol.





Más abajo nos cruzamos con otros caballos que nos acompañarán parte del descenso.



A la derecha tenemos la cresta que sube al Zuriáin, con sus grupitos aislados de hayas, por donde subimos la otra vez.



Seguimos bajando todo el rato por la pista hasta el fondo del valle.







Abajo del todo llegamos al regato de Urrabi y hacemos un giro de 180 º a la izquierda para vadearlo.



El camino discurre ahora por el fondo del barranco, paralelo al arroyo y entrecruzándose con él numerosas veces. Hemos de vadearlo una y otra vez, pero se trata de un amplio y claro camino en todo momento.

















Tras el último vadeo, el camino se aleja del lecho del regato y comienza un progresivo ascenso. Nos dirigimos hacia el cruce con el camino que lleva al collado de Errebelu, por donde subimos al Okolín hace poco.





En unos 15 minutos desde el último vadeo llegamos al cruce con el camino que sube al Collado de Errebelu. Desde aquí ya es camino conocido pues coincide con el que hicimos cuando fuimos al Okolín.



15 minutos más de bajada y nos plantamos en la borda de Xinbornea. Cada vez me gusta más este rinconcillo.



Volvemos por donde vinimos. En el cruce de la Apezeneko borda iremos por la izquierda, siguiendo el camino por el que vinimos para así evitar los barrizales que se forman en el otro camino a la entrada de Lanz.



Volvemos a vadear el río ya casi en el pueblo (vadeo que, por cierto, nos vino muy bien para limpiar al barro que traíamos en las botas…).



Y llegamos a Lanz. Aquí os dejo algunas estampas de este precioso pueblo navarro.













Otro recorrido que nos ha ayudado a conocer más a fondo esta zona. Ya casi nos sentimos en "casa" cuando venimos a pasear por estos bosques, jejeje.

Hasta la próxima!!


Enlaces externos:
* Carnaval de Lanz.
* Interesante circular desde Lanz: Lanz – Velate – Azkenaz – Gartzaga – Okolin – Saioa – Zuriain - Lanz.
* Minas de Ayerdi en Lanz.
* Minas romanas de Lanz.
* Track de una circular que recorre Lanz - Zuriain - Sayoa - Okolin - Lokieta - Lanz.
* Circular invernal (pero por caminos) al Loiketa desde Lanz.


Camino de Santiago «de Baztán».
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 1: de Bayona a Ustaritz.
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 2: de Ustaritz a Urdax.
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 3: de Urdaz a Amaiur.
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 4: de Amaiur a Berroeta.
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 5: de Berroeta a Lanz.
* Camino de Santiago de Baztán - Etapa 6: de Lanz a Pamplona.

2 comentarios:

xabierandueza-berriozar dijo...

Aupa Kunzuilh.Pues si que te estás conociendo la zona,es muy maja.Ya te vas poniendo al día en excursiones atrasadas.Que sigas disfrutando.
Un saludo.

kunzuilh dijo...

Tan cerca y tan bonito... no podía estar sin conocerlo por más tiempo, jejeje.

saludos.

Publicar un comentario en la entrada

Siento no poder contestar muchas veces a los comentarios. Tengo poco tiempo para el blog. De todos modos escribe lo que quieras y si puedo y sé la respuesta a lo que preguntes, te contestaré.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...