sábado, 20 de agosto de 2005

Refugio de la Tucarroya con Dani

Fecha:
Cimas:
Punto de Partida:
Tipo de ruta:
Desnivel aproximado acumulado:
Tiempo aproximado sin paradas:
Otras observaciones:





El 20 de agosto de 2005 salimos de Pamplona Dani y yo con idea de hacer una ruta por Neouvielle de cuatro o cinco días haciendo vivac. Con lo que no contábamos era con la nieve que había caído ya en esos días, que nos estropeó el plan pues no íbamos ni de lejos preparados...

Como siempre nos hicimos la foto de rigor de salida en el coche.



Total, llegamos y había nieve por todos sitios y una temperatura (a las 6 de la tarde) de 4 graditos.







Así que cogimos por donde habíamos venido y pensé rápidamente una alternativa. Entonces se me ocurrió la idea de volver a la Tucarroya, donde había estado unos días antes con Iván, y hacer por allí alguna ruta.
Así que.. ¡de nuevo en Pineta!





Como había pocas ganas de montar la tienda improvisamos una "casita" en el coche, donde cenamos y dormimos...





Al día siguiente, listos para subir...



Es una circo duro de remontar. La primera vez que fui tardamos cinco horas (por alguna persona del grupo que iba un poco resoplando...), pero aún ahora que ya íbamos más ligeros tardamos en subir cuatro horitas...
Algunas imágenes de la subida.













El tramo final antes de la cumbre del Balcón de Pineta...



... y ¡por fin arriba!





El Monte Perdido con su glaciar.



Y tras media hora más nos plantamos en el refugio. Lo primero era comer, por supuesto...



Y luego ya podíamos hacer un poco el cabra por allí...



Desde nuestro balcón, unas vistas magníficas animaban a preparar alguna bajadita por la zona a la tarde y las excursiones de los días siguientes.







El refugio por dentro estaba bastante bien. Aparte del cuerpo donde están las dos mesas para comer, tiene otra habitación con tres pisos de literas con colchones (muy finos) y mantas. Todo un lujo para alguien que hasta ahora había dormido siempre por ahí tirado cuando pernoctaba en la montaña...





El caso es que Dani se había hecho daño subiendo, el tiempo empeoró y Ester me llamó desde Pamplona porque le había dado un cólico... Así que adiós de nuevo a nuestro intento de subir los Astazus u otra cosa...
Emprendimos el descenso a la mañana siguiente con lluvia hasta casi abajo del todo.





Ya por abajo se abrieron claros y salió el sol, aunque arriba debía seguir lloviendo por las nubes que se veían.





Y finalmente llegamos al aparcamiento. Fue breve pero estuvo bastante bien, todo sea dicho.

1 comentario:

Carlos dijo...

Hola!!! Navegando y navegando he dado con tu blog. Y mira, encima toledano! Eso es bueno... Me han encantado las fotos del glaciar del Perdido, muy muy bonitas, de verdad. Le he echado el ojo a otras cuentas entradas y tienes fotografías espectaculares.
Yo, por mi parte, te invito a echarle un vistazo a mi blog y ya me contarás qué te parece.
Un saludo.
P.D.: Voy a agregarte a mi lista de blogs amigos. Estoy seguro de que la gente que entre en tu blog se llevará una grata sorpresa.

Publicar un comentario en la entrada

Siento no poder contestar muchas veces a los comentarios. Tengo poco tiempo para el blog. De todos modos escribe lo que quieras y si puedo y sé la respuesta a lo que preguntes, te contestaré.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...